TENDINITIS: tendones, ligamentos y cartílagos

TENDONES, LIGAMENTOS Y CARTILAGOS

Tendinitis

Antes de hablar de la tendinitis diremos que además de los huesos, en todas las articulaciones hay: tendones, ligamentos y cartílagos.

Los tendones adhieren los músculos a los huesos, y al contraerse producen el movimiento. No siempre se unen a un hueso, a veces lo hacen a otras superficies como es el caso de los ojos, aunque la finalidad sea también la de ayudar al movimiento.

Los ligamentos (la palabra proviene de ligar o atar) mantienen unidos dos o más huesos con la suficiente elasticidad para permitir el movimiento pero con la rigidez necesaria para evitar luxaciones.

Los cartílagos separan suavemente los huesos para evitar el roce entre ellos y amortiguan en casos de movimientos bruscos de compresión como es correr.

La reparación de cartílagos, tendones y ligamentos es lenta debido a la poca circulación sanguínea que hay en ellos.

El hígado, por ejemplo, es de color oscuro, eso indica que hay una gran afluencia de sangre y se recupera con mucha más facilidad, ya que la sangre se encarga de repartir nuestros nutrientes regeneradores.

Los cartílagos, tendones y ligamentos, en cambio, son de color blanquecino, lo que nos indica que la afluencia de sangre es poca y por lo tanto llegan menos nutrientes y eso hace que la reparación sea lenta.

¿QUE ES LA TENDINITIS?

La tendinitis es la inflamación de un tendón de un músculo que normalmente causa dolor.

Las lesiones de los tendones no siempre producen inflamación, y es por eso que en medicina se prefiere llamar tendinopatía o tendinosis, siendo la tendinitis una de sus causas.

Es provocada principalmente por:
• Movimientos repetitivos, generalmente ejecutados en el ámbito laboral o deportivo
• Una sobrecarga
• La edad, por su pérdida de elasticidad con el paso del tiempo
o por la combinación de más de una de esas causas.

FLEXIBILIDAD MUSCULAR Y ELASTICIDAD MUSCULAR

Aunque parecen dos propiedades idénticas son muy diferentes. Imaginemos un tubo. La flexibilidad es su capacidad de deformación al doblarlo mientras que la elasticidad es su capacidad de deformarse al estirarlo.

Sabiendo esto es fácil comprender que los tendones han de ser más flexibles que elásticos, puesto que han de permitir que los huesos se muevan sin que se salgan de su sitio.

En esta función trabajan coordinadamente con los ligamentos.

Los músculos conviene que sean más elásticos que flexibles.

Pensando en el conjunto músculo-tendón el primero ha de tener una buena relación flexibilidad/elasticidad mientras que a los tendones les conviene la de flexibilidad/fuerza.

Se podría pensar en el huracán que es más capaz de arrancar un árbol muy fuerte pero con muy poca flexibilidad que a un junco con menos fuerza pero una mayor flexibilidad.

PREVENCION DE LA TENDINITIS

Teniendo en cuenta que el colágeno constituye más del 80% de la composición de los tendones y sabiendo que la sangre que circula por ellos es más bien escasa conviene darles los nutrientes más indicados y con una alta bio-disponibilidad.

El silicio ayuda a nuestro organismo a generar colágeno y no hay colágeno que sienta mejor que el producido por la misma persona.

El colágeno más biodisponible para tomar es el marino e hidrolizado y aquí conviene hacer un par de consideraciones.

La primera es que el colágeno es propio de animales vertebrados, de manera que el colágeno vegetal no existe. Podrá haber algún sucedáneo pero no será colágeno.

La segunda es que en los animales vertebrados terrestres el colágeno tiende a generarse hacia el interior del animal y en los marinos la tendencia es hacia el exterior.

Por eso el colágeno terrestre se extrae del tuétano del ganado bovino, ovino o porcino.

En el caso del colágeno marino es conocido el procedente de las aletas de los tiburones, de escaso respeto ecológico. En nuestro caso proviene de la escama del pescado.

En Nuxel disponemos de COLANSIL para la prevención de los problemas en cartílagos, tendones, ligamentos y músculos, preparado muy adecuado para deportistas que contiene, además, ácido hialurónico para lubricar las articulaciones en general.

También es muy apreciado para temas de estética como la regeneración de la piel, cabello y uñas. Asimismo la córnea del ojo es de colágeno.

Para los deportistas es importante pensar en los músculos y sus tendones como un conjunto que hay que cuidar para evitar lesiones deportivas.

RECUPERACION DE LA TENDINITIS

Consejos:
• Reposo del tendón dañado
• Aplicación de calor
• Tomar ARTICUSIL, a base de silicio orgánico, glucosamina, condroitina, MSM y harpagofito. Este preparado es un antiinflamatorio natural que no tiene las contraindicaciones propias del ibuprofeno, paracetamol, etc.

No interfiere con tratamientos médicos que se estén siguiendo.

 

LA ARTROSIS ES REVERSIBLE

Artrosis: glucosamina y condroitina

La glucosamina y la condroitina, cuando actúan juntas regeneran el cartílago en dolencias como la artrosis

OARSI son las iniciales de su nombre en inglés: OsteoArthtitis Research Society International. Es la mayor organización internacional de médicos especializados en artrosis que cada año organiza un congreso en cada uno de los cinco continentes.

La cosa explotó en 2015 en Seattle, USA, puesto que ese año le tocaba al continente americano, donde varias ponencias hablaron de la reversibilidad de la artrosis.

Después de discutirlo se llegó a la conclusión de que la principal causa de la artrosis era química (nutricional) y no mecánica (desgaste), que es reversible y que las sustancias que ayudan a la regeneración de cartílago son el sulfato de glucosamina y el sulfato de condroitina cuando actúan juntos.

Se dan cuenta de lo que eso significa? La mayor asociación mundial de médicos especialistas en artrosis que no son naturópatas reconociendo los beneficios de un tratamiento alternativo.

En NUXEL tenemos un producto de silicio orgánico estabilizado sobre colágeno marino hidrolizado que contiene ambas sustancias además de msm y harpagofito, que son dos antiinflamatorios naturales. Msm es también un excelente lubricante para las articulaciones.

Se llama Articusil, es un auténtico antiinflamatorio natural y en la primera botella ya se nota el efecto. El objetivo es sustituir a los AINEs a base de ibuprofeno, paracetamol y similares y eliminar sus inconvenientes

ANTIINFLAMATORIO NATURAL

ANTIINFLAMATORIO NATURAL PARA ARTICULACIONES CON DOLOR

ANTIINFLAMATORIO NATURAL: El dolor de las articulaciones es quizás el síntoma patológico más extendido en nuestra sociedad.

Se produce por dolencias como artrosis, artritis o reuma o factores externos como golpes, mal uso de las articulaciones o torceduras.

Esto aumenta el consumo de antiinflamatorios , los más extendidos son los AINEs. Tenemos la posibililidad de sustituirlos por un antiinflamatorio natural como Articusil.

LOS ANTIINFLAMATORIOS CONVENCIONALES NOS PERJUDICAN

Para dejar de tomar los antiinflamatorios AINE (Anti Inflamatorios No Esteroideos) sólo hay que leer el prospecto que viene con el medicamento.

Los más corrientes son a base de ibuprofeno, paracetamol y similares y hay muchos estudios contrastados que indican que pueden perjudicar notablemente a los riñones, corazón, hígado y estómago de la persona que los toma.

De hecho, para tratar de evitarlo se suele recetar con un protector de estómago.

Los AINEs pueden solventar un caso de emergencia. Si se reservan para eso pueden ser una solución en un momento dado pero nunca basar en ellos la ausencia de dolor.

Es importante no usar los antinflamatorios convencionales en tratamientos prolongados ni intensos. Para ello podemos recurrir a un antiinfamatorio natural.

En el caso concreto de las articulaciones hay preparados que funcionan muy bien.

EXISTE UNA ALTERNATIVA EFICAZ

Hay un antiinflamatorio natural muy eficaz, se llama Articusil, está compuesto de sulfato de glucosamina, sulfato de condroitina, msm y harpagofito. En la primera botella se notan sus efectos.

Cuando estamos habituados a tomar antiinflamatorios convencionales es difícil prescindir súbitamente de ellos para tomar un antiinflamatorio natural pero lo que sí se puede hacer  es tomar Articusil de forma continuada. Cada vez podremos espaciar más la ingesta de AINEs hasta que dejar de tomarlos sin sentir dolor. Nuestro organismo lo agradecerá enormemente.

La diferencia es que un antiinflamatorio natural se puede tomar de forma prolongada puesto que todos sus efectos secundarios son beneficiosos y no interfieren en ningún tratamiento médico.

Lea también: la artosis es reversible